Inicio » Blog » Los 5 mayores miedos de los hombres

Los 5 mayores miedos de los hombres

Durante las sesiones de asesoría las mujeres suelen decir que las cosas para los hombres son fáciles. Nosotras, las mujeres, tenemos muchas ansiedades y miedos, ¡y ellos (suspira…) solo tienen diversión! Y – no tienen periodos. Aceptaremos el último punto, pero la cuestión de la ansiedad y los miedos no es tan sencilla.

La cuestión es que en principio los miedos de los hombres son muy similares a los de las mujeres, aunque eso sea difícil de creer. Puede que tengan un enfoque apenas diferente, pero en esencia es el mismo. Nuestra experiencia trabajando con hombres, que también acuden a los psicólogos por ayuda, nos permite afirmar esto con bastante seguridad.

¿A qué le temen los hombres? Esta es la lista de los miedos más pronunciados: 

  • 1. … envejecer y no ser atractivo.

Sí – este no es un tema de “mujeres” únicamente. Las fechas de cumpleaños producen ansiedad tanto en mujeres como en hombres. Cabello gris, pérdida de fuerza muscular, arrugas, y más cosas que le hacen sentir a los hombres que pierden atractivo. A eso se le suma pensar en que ya no son tan atractivos como eran 10 años atrás. Es durante este período que los hombres suelen tener novias más jóvenes, como probándose a sí mismos que han ganado la batalla contra la edad. 

Scott analiza su reflejo en el espejo. Hoy cumplió 50 años. ¡50! Se asoma una barriga, ya tiene más cabello gris que de su color natural… No falta tanto para que las mujeres hermosas dejen de mirar en su dirección… ¿Y qué sigue? ¿Envejecer y volverse débil? Ehhh…

  • 2. … no ser bueno en la cama.

La fuerza masculina, la habilidad de ser bueno en la cama es uno de los pilares más importantes sobre el cual se construye la autoestima masculina. Si sucede algo malo en esta área habrá un miedo de “cagarla”, que afecta altamente la erección y la confianza de un hombro en sus capacidades. Y no únicamente problemas de salud en la esfera íntima, sino también la falta de delicadeza de la pareja, la fijación excesiva por este tema, y que la falla sexual de una única vez puede hacer que un hombre se preocupe por su rendimiento en la cama. Las mujeres tienen miedo de no ser atractivas, de no gustar, y los hombres de ser malos amantes.

Bajo la influencia de un período de estrés prolongado, Jay experimentó un momento vergonzoso en la cama con su nueva novia. Ella dijo algo como “Sí… hubiera estado mejor si no hubiéramos probado esto. Quizás debería tomar píldoras”. Y Jay perdió su tranquilidad. Ahora le tiene miedo al sexo, tiene miedo de que las cosas no funcionen. Los problemas comenzaron a aparecer ya que el miedo y la ansiedad bloquean literalmente todo adentro de nuestros cuerpos. 

  • 3. … no realizarse profesionalmente.

Aquí podemos agregar el miedo de ganar lo suficiente y no poder sostener a su familia. Si no hay estabilidad en esta área, los hombres pueden perder la habilidad de disfrutar la vida: de ser felices, de tener deseo sexual, o de desear cualquier cosa. Las mujeres no suelen comprender esta fijación por el trabajo. Suelen enojarse pensando que el humor de sus parejas no tiene sentido…

Durante los últimos seis meses, Gregory ha estado teniendo problemas en el trabajo. Su arranque, donde había invertido todo lo que tenía, está a punto de entrar en bancarrota por la pandemia. Está extremadamente preocupado porque no podrá sostener la vida económica de su mujer y tendrá que pedirles dinero a sus padres. La independencia económica por la que tanto ha trabajado se está derritiendo como una neblina matutina. Y su mujer, Barbara, está enojada porque él no es lo suficientemente atento y está “obsesionado” con su trabajo. “¡Es solo trabajo!”.

  • 4. … mostrar sentimientos.

Oh, podemos escribir tratados enteros acerca de esto. “Los hombres no lloran” – se les enseña a los niños desde el jardín de infantes. Y ahora, los niños crecidos intentan no mostrar sus sentimientos de todas las formas posibles: contener su alegría, no mostrar su frustración, y más cosas – como sus lágrimas. Después de todo, esto significa “ser débil”. También les ha sido difícil tratar con las emociones de los demás – no les es claro que hacer con eso ni cómo comportarnos. 

Nadie nunca ha visto a Yu-ting afectado. Sin importar qué suceda – él está siempre entero y ningún músculo de su rostro o de su cuerpo deja ver qué es lo que en verdad siente. Cuando era pequeño, su padre solía llamarlo un “bebé llorón” cada vez que él mostraba sus sentimientos. 

  • 5. … ser “usado”.

Una vez más este es un miedo que se asemeja al miedo de las mujeres. ¿Qué pasa si soy sólo alguien que le conviene a mi pareja? ¿Cómo saber si sólo me necesita por mi dinero/casa/posición? El miedo de no ser amado puede paralizar literalmente  a una persona (sin importar su género), sobre todo si hay una historia de una experiencia traumática. 

Nathalie y Kegan han mantenido una distancia el uno del otro por un largo tiempo. Ambos tenían miedo de que el ex de Nathalie fuera un gigoló y que le haya estado sacando dinero. Y Kegan estaba preocupada de que ella no lo necesitara, sino que solo deseara su hermosa casa y su estabilidad financiera. Pasaron dos años dando vueltas, observándose – intentando notar cada pequeña “confirmación” de sus sospechas. 

Nosotros no somos tan diferentes, amigos. Aunque se diga que “los hombres vienen de Marte, las mujeres de Venus”, ambos géneros son igualmente vulnerables. Y tenemos miedo de cosas muy similares…

Síguenos en Instagram: